Larvicida biológico para control de gusanos

Recientemente se ha dado un gran impulso al uso de microorganismos en el control de plagas, debido a que la aplicación indiscriminada de los pesticidas químicos, ha conducido a la contaminación de los productos agrícolas y el campo.

El control biológico de las plagas puede definirse como el uso de organismos naturales: virus, bacterias, hongos, para el exterminio de plagas. Existen aproximadamente 1500 microorganismos o metabolitos microbianos que poseen propiedades insecticidas.

El potencial del uso de estos organismos se debe a su alta especificidad, es decir que afectan sólo a los insectos y no causan daño ecológico.

Dentro del control microbiano de insectos, el Bacillus thuringiensis se considera como una buena alternativa debido a que ofrece las siguientes ventajas:

  1. Inocuidad al hombre, animales domésticos, flora y fauna silvestre.
  2. Ataque especifico al estado larvario de lepidópteros, coleópteros y algunos dípteros perjudiciales.
  3. Para incrementar su actividad biocida, puede mezclarse con productos químicos: feromonas, adhesivos, etc.
  4. Actividad prolongada en forma de producto seco concentrado.

Nuestro producto Worms Bt ofrece un control efectivo sobre las larvas de lepidópteros, generalmente conocidos como gusanos masticadores.

Worms Bt actúa por ingestión. El principio activo es la bacteria Bacillus thuringiensis y causa la muerte de la larva en un lapso del orden de las 12-24 horas de producida su ingestión. Se destaca que es específico para larvas de gusanos masticadores tales como: gusano medidor, gusanos cogolleros, mosquita blanca del tomate (en su estado larval) y otros, e inocuo para otros insectos, animales mayores y/o el ser humano.

Acción larvicida y poder de control

Es un hecho fundamental que Worms BT actúe sobre la larva del gusano puesto que ésta es la única vía segura de cortar el ciclo evolutivo de la especie. En efecto, eliminando la larva no se puede desarrollar el individuo adulto. No habiendo adultos, no hay posibilidad de descendencia.

Las bacterias componentes del principio activo, al ser ingeridas por la larva y reproducirse dentro de su intestino generan una enzima extracelular que induce a una lisis de la pared del tracto intestinal generando una lesión intestinal inmediata y el crecimiento de las bacterias conduce a una septicemia irreversible.

Recomendaciones

Las bacterias y sus enzimas ulcerantes son activas en el tracto intestinal de la larva, por lo que todo hecho que facilite esta ingestión reforzará la acción larvicida. Antes de saturar una amplia zona con producto es recomendable reconocer los lugares de cría y actuar localmente.

Presentación

Se presenta como un concentrado microbiológico activo en envases de 800 grs. y 200 grs. de peso con un contenido de material biológico específico (bacterias + esporas) del orden las 100 millones de ufc/gr.

Modo de Uso

Puesto que la acción larvicida ocurre por ingestión del microorganismo, se deberá cubrir completamente el follaje del vegetal a proteger (maíz, tomate, coles, etc). La forma más común es asperjarlo conjuntamente con un coadyuvante que evite escurrimientos. Se deberá tener en cuenta el crecimiento foliar a fin de dar oportuna cobertura a toda la planta y frutos.

Las dosis se ajustarán de manera tal de rociar la totalidad de las plantas del cultivo, recomendándose una concentración del orden de 1(uno) sachet de 800 grs. cada 400 litros de agua de aspersión. Complementado con un agente fijador sobre el follaje.

Poder residual y beneficio ecológico

Puesto que Worms Bt es un concentrado biológicamente activo , es decir contiene microorganismos vivos o sus esporas viables , si estas no son ingeridas por las larvas por una cuestión de oportunidad es decir, el gusanito no pasó por la hoja que fue asperjada con la solución larvicida, muchas de esas bacterias cuando la hoja caiga al suelo se mantendrán vivas en ese hábitat , habilitando un nuevo nicho ecológico que con el desarrollo de la bacteria benéfica aumentará el poder de control natural sobre esa plaga.

Lo mismo puede decirse de los gusanos que han muerto por la acción larvicida, los que se han convertido una “fábrica de bacterias benéficas” y que al morir y caer al suelo facilitan la multiplicación de la bacteria beneficiosa; la que al cabo del tiempo ya estará instalada en ese suelo generando condiciones óptimas para el desarrollo de los cultivos.

Toxicología

Puesto que las bacterias componentes del principio activo son de ocurrencia normal en la Naturaleza y por el modo específico de acción Worms Bt no presenta efectos tóxicos sobre ningún otro insecto, animal superior y/o el ser humano.

Mantenete informado de todas las novedades siguiéndonos en Facebook, Twitter o a través de nuestro boletín vía email.

Reciba nuestro Boletín